Sigue a

Pekín (2007)

En la capital china han dado la voz de alarma. Aquí nos podemos quejar de las emisiones de los diésel, de la “boina” de Madrid etc… pero lo que está sucediendo con la contaminación ambiental en Pekín está llegando a proporciones bíblicas.

Los hospitales de la ciudad están recibiendo unos 10.000 pacientes diarios con problemas de respiración. El problema es tan grave que incluso algunas industrias cercanas a la ciudad, entre las que se encuentra una factoría de Hyundai han tenido que parar su actividad para no seguir envenenando el aire.

Las partículas nocivas PM2.5 que están en suspensión en el aire se encuentran entre los 200 y 400 microgramos por metro cúbico. El domingo pasado llegaron incluso a 886. Para que os hagáis una idea, en Estados Unidos, que tienen una de las normativas más severas en este aspecto, no permiten medias de más de 15 microgramos por metro cúbico.

FAP_2

Esto nos hace ver cuan peligrosa puede ser una situación de crecimiento desenfrenado sin ir cuidando el tema de emisiones y sostenibilidad a medida que se crece. El gobierno dice que se les ha juntado todo: las emisiones de un parque móvil cada día más grande, la contaminación inherente a toda la industria cercana y además que los ciudadanos han empezado a usar carbón para calentar sus casas en tiempos de frío.

La administración local dice que están trabajando en ello y que ya tienen en marcha una iniciativa que ha logrado muchos avances en los últimos años pero que no se puede erradicar la contaminación de una gran ciudad de la noche a la mañana. Hacen falta bastantes años y las iniciativas adecuadas. Algo que ya han hecho otras ciudades como Tokio.

Vía | Autoblog
En Motorpasión Futuro | Contaminación excesiva, ¿el precio del “progreso”?; La contaminación derivada del tráfico podría multiplicar el riesgo de autismo en niños.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

8 comentarios