Síguenos

Muestra de grafeno (foto del ICFO-UPC)

Hace unos días os hablamos de los supercondensadores de grafeno y de su gran capacidad de acumulación de energía eléctrica, su muy rápida capacidad de recarga y su contenido coste, entre otras ventajas, frente a las baterías que conocemos hoy en día, que los hacen muy esperanzadores para el futuro de los vehículos eléctrico.

Pues bien, se ha descubierto una nueva aplicación muy interesante del grafeno (una forma del carbono): puede convertir la luz en electricidad, es decir que se puede utilizar para fabricar paneles solares fotovoltaicos que aprovechen mejor la energía solar (con mayor eficiencia).

En la actualidad los paneles solares fotovoltaicos se fabrican con células fotovoltaicas de silicio (un material semiconductor), ya sean cristalinas o amorfas, que mediante efecto fotoeléctrico, al recibir un fotón (luz) emiten un electrón (electricidad).

Ha sido una investigación del ICFO, el Instituto de Ciencias Fotónicas de la Universidad Politécnica de Barcelona, en colaboración con el MIT (Massachussets Institute of Techology, EE.UU.), con el Insituto Max Planck (Alemania) y con la empresa Graphenea (de San Sebastián), la que ha llevado a este descubrimiento.

Los científicos del ICFO creen que este descubrimiento será revolucionario para el siglo XXI en el campo de la tecnología y de la energía solar.

Resulta además que una lámina de grafeno, al recibir un fotón, no solo emite un electrón, sino que emite muchos electrones excitados, y por tanto una señal eléctrica mayor. Esto significa que las pérdidas en la conversión de luz en electricidad son mucho menores que con los materiales actuales, es decir, que se podrían fabricar paneles solares fotovoltaicos con una eficiencia muy alta.

Por el momento siguen trabajando para ver cómo extraer la corriente eléctrica y mejorar la absorción del grafeno. La construcción de dispositivos de grafeno comerciables tardará aún un poco llegar.

Nota: Gracias a Guibuu por la pista.

Vía | La Vanguardia Ciencia
En Motorpasión Futuro | El supercondensador de grafeno, o como tener un coche eléctrico que se recargue en unos minutos

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

6 comentarios