Compartir
Publicidad

Fluidos no newtonianos para reparar baches

Fluidos no newtonianos para reparar baches
Guardar
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A todos nos molestan los baches, y en España podemos llegar a casos que nos dejen sin suspensiones. Repararlos es un trabajo costoso, lento y, sobretodo, caro. Por ello,un grupo de estudiantes de la Case Western Reserve University de Cleveland (Estados Unidos) ha conseguido una solución para "parchearlos" hasta que su reparación definitiva pueda llevarse a cabo.

El sistema es simple, se basan en el uso de fluidos no-newtonianos. En estos fluidos la viscosidad puede variar tanto con la temperatura como con el esfuerzo cortante. Resumiendo, algunos pueden endurecerse cuando se les aplica una fuerza, lo que haría que cuando se pasara por encima con el coche estarían sólidos; mientras que su estado líquido de reposo hace que adopten fácilmente al agujero en cuestión.

El proyecto, desarrollado dentro de un programa patrocinado por la empresa Saint-Gobain, se trataba de utilizar materiales simples para creater un producto novedoso y con aplicación práctica. Como contenedor se utiliza un saco hecho de fibra de aramida (Kevlar®) con silicona, lo que hace que sea impermeable. El fluido interior, dispone de partículas de distinto tamaño que se mezclan con agua, siendo totalmente biodegradable (dicen que incluso lo podrías comer, aunque supiera a hostias rayos).

El sistema ha sido probado en unos baches de Cleveland y, según sus creadores, aguanta perfectamente el trafico rodado incluso semanas. Dado que la fibra de aramida da un color amarillento (y la silicona lo blanquea) las bolsas se cubren con una tela negra para que los conductores no piensen que es un cuerpo extraño y pasen por encima sin miedo.

Otra de las ventajas, a parte de sus propiedades medioambientales,es el hecho de que no sea necesario mano de obra especializada en su colocación. Una patrulla de policía, un servicio de mantenimiento, etc. pueden simplemente llenar una bolsa con el agua y el líquido y depositarla en el bache, eliminando el riesgo para los conductores y facilitando la conducción normalizada.

El precio del invento es caro, una bolsa de aramida ha de ser cara porque sí, pero su vida útil hace que se rentabilize y sea un sistema más barato que ir simplemente parcheando la carretera poco a poco hasta que es arreglada definitivamente.

Baches
El remedio es temporal, en casos como este hay que reparar de forma tradicional

¿Veremos este proyecto transformado en un arregla baches en nuestras carreteras? Los estudiantes ya están en el proceso de patentarlo, y con ello sacarlo al mercado a través de alguna empresa. Inversores no creo que les falten; aun así, de generalizarse espero que se utilicen como lo que fue diseñado en principio, un remedio temporal, no una solución definitiva.

Fuente | Science Magazine En Motorpasión | Dolorpasion™: edición suspensiones En Motorpasión Futuro | Goodyear incorpora un chip antirrobo en sus neumáticos para camión, Sensores de tráfico para controlar el desgaste de los neumáticos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos