Compartir
Publicidad

Diez predicciones sobre eléctricos para 2012 (y 2)

Diez predicciones sobre eléctricos para 2012 (y 2)
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Continuamos desgranando las diez predicciones sobre eléctricos para 2012 que la consultora Pike Research ha dado a conocer justo antes de acabar el año. Son estimaciones elaboradas tras conversar con profesionales del sector de la automoción, con agencias gubernamentales de EEUU y también con inversores que dibujan un futuro prometedor pero plagado de retos y dificultades.

El otro día comentábamos algunos puntos interesantes como eran la expansión del coche eléctrico, en parte gracias a la plataforma de lanzamiento que supondrá el car-sharing, también la paradoja de la reducción de precio de las baterías y el despegue de las tecnologías V2G en Asia.

Hoy vamos a ver que los precios de los eléctricos continuarán siendo elevados, veremos también en manos de quién queda la gestión de los puntos públicos de recarga y una estimación sobre la pila de combustible, que de momento se explora en unos mercados muy concretos.

Rolls-Royce 102EX

Los plug-in seguirán por las nubes

Pike Research destaca que los precios de los eléctricos enchufables seguirán decepcionando a muchos consumidores, que no querrán entrar en la dinámica de pagar más por un eléctrico, ya que en 2012 todavía no se repercutirá todavía la previsible bajada de precios de las baterías, que ya han sido adquiridas por los fabricantes en función de su plan de producción.

Según la consultora, el precio óptimo para que un eléctrico convenza a los compradores es de 23.750 dólares. Mientras los modelos ofertados sigan por encima de los 30.000 (el Toyota Prius PHEV, a 32.000, the Honda Fit BEV, por 36.625 y el Ford Focus EV por 39.995 dólares antes de ayudas oficiales), quien quiera un eléctrico al alcance de su bolsillo será mejor que espere sentado.

La recargas, en manos de terceras empresas

Quienes quieran optar al negocio de los postes públicos de recargas se verán ante un doble escenario: de un lado, podrán comprar equipos y hacerse cargo de su mantenimiento, con lo que controlarán las tarifas y obtendrán ingresos fijos por la energía suministrada, o bien podrán asociarse con una empresa del sector para controlar sólo algunos detalles de la inversión.

Recarga por cable

El horizonte más inmediato que pinta Pike Research hace referencia a esta segunda opción, con empresas como 350 Green, Car Charging Group y Plug-in Vehicle Solutions como destacados socios para gigantes de los aparcamientos en centros comerciales como Walmart, Icon Parking y Simon Property Group. De todas formas, ambas opciones presentan el riesgo de la posible falta de demanda en un mercado que no acaba de definirse.

Alemania, Corea del Sur y Japón, por la pila de combustible

Los tres países darán los pasos más visibles hacia la comercialización de los vehículos de pila de combustible y hacia el lanzamiento definitivo de hidrolineras, acontecimientos que siguen fijados por los fabricantes hacia el año 2015. Pike Research relaciona el auge del hidrógeno en Alemania con la decisión del gobierno Merkel de cerrar las centrales nucleares en el país.

Junto a Alemania y también con los países de Escandinavia está trabajando la coreana Hyundai-Kia como parte del boom de la pila de combustible en Europa. Y por su parte, el gobierno de Japón está embarcado en una carrera por conseguir la tecnología necesaria, cuyos resultados más recientes tenemos en la nueva pila de combustible presentada en el Salón de Tokio. Por su parte, EEUU no está en absoluto interesado en esta tecnología, allí prefieren explorar los híbridos y los eléctricos enchufables.

Pila de combustible

Empresas con postes de recarga para los trabajadores

Un punto para hacer atractivo un puesto de trabajo, dentro de eso que se llama ventajas sociales, consistirá en instalar postes de recarga en las empresas para los trabajadores que quieran beneficiarse de tarifas reducidas o incluso cargar su coche sin desembolso alguno. De hecho, el horario laboral da para recargar completamente las baterías de un eléctrico e incluso varios coches podrían compartir un mismo punto de recarga. Todo sería cuestión de organizarse.

Por otra parte, Pike Research ya apunta a la recarga inalámbrica como una posibilidad que quizá podría comenzar a probarse en entornos reales de trabajo, y además destaca la labor de empresas como Adobe, SAP o Google en la instalación de puntos de recarga, así como algunas corporaciones de Seúl, Tokio y Pekín, que durante 2012 liderarán la instalación de puntos de recarga para trabajadores, con un total aproximado de 18.000 unidades emplazadas en las oficinas de las empresas.

El coche eléctrico, un electrodoméstico más

Los eléctricos comenzarán a funcionar como electrodomésticos, y esto tiene un coste: el coche será en muchos casos el mayor consumidor de electricidad de la casa. Además, se espera que pronto los coches interactúen con otros elementos del hugar, como ya sucede con la domótica, y minimicen los efectos que podrían tener si se conectasen todos a la vez en un mismo edificio.

Spot

Para conseguir hacer lineal la demanda energética, será preciso comunicar los vehículos con contadores inteligentes instalados en los hogares, de manera que la gestión de la energía no suponga un problema. De hecho, este año 2011 ha servido para que Ford, GM, Audi, BMW, Daimler, Porsche y Volkswagen acordaran apoyar el estándar de comunicaciones HomePlug Green PHY para que pueda compartirse la información entre los distintos dispositivos.

Así, un coche eléctrico se podría coordinar con la lavadora, la secadora o con la bomba de la piscina para asegurarse, antes de comenzar la recarga de las baterías, de que el proceso no va a superar un determinado nivel de demanda energética. Además, se especula ya con otras aplicaciones al margen de la gestión de la energía, como puede ser la descarga de música o películas en el dispositivo de audio-vídeo del coche.

En suma, este es el panorama que nos espera para 2012 según la información elaborada por la consultora norteamericana. De la mayoría de estos pasos ya estamos siendo testigos en la actualidad, y todo parece apuntar a que las tendencias que hemos ido observando se afianzarán durante el próximo año. En unas 52 semanas podremos saber si las previsiones han sido acertadas.

Fuente | Pike Research
En Motorpasión Futuro | Diez predicciones sobre eléctricos para 2012 (1)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos