Compartir
Publicidad
Publicidad

Icom JTG-Dynamic, sistema bifuel de gas propano-gasóleo para motores diésel

Icom JTG-Dynamic, sistema bifuel de gas propano-gasóleo para motores diésel
Guardar
35 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Icom North America es una compañía especializada en sistemas de gas propano (un tipo de gas licuado del petróleo) para adaptar vehículos de gasolina y convertirlos en bi-fuel, gasolina-gas propano. Recientemente ha anunciado que a finales de este año estará en condiciones de comercializar un sistema de inyección de gas propano líquido para motores diésel.

Han llamado Icom JTG-Dynamic al sistema, los vehículos diésel equipados con este sistema de inyección pueden funcionar con gasóleo (al 100%) o con una mezcla de gasóleo y propano al 50%. Según han informado, el motor no necesita ser modificado mecánicamente, sólo incorporar el sistema de inyección, una centralita electrónica de control y el depósito (toroidal o cilíndrico) de gas propano líquido.

Aseguran que además de reducir emisiones, el motor aumenta su potencia y par motor. Las ventajas de la combustión del gas frente a las del gasóleo son bastante claras: se generan menos partículas y también menos óxidos de nitrógeno (NOx). Por ejemplo, al usar gas en lugar de gasóleo, respecto a un diésel con filtro de partículas, se reduciría en un 50% la emisión de partículas (o un 97% si ese vehículo no tuviera filtro de partículas). Las emisiones de CO₂ también se reducen, pero menos (del orden de un 13-25%).

Opel-Astra

Lo que no tengo claro es que en la práctica realmente se note un aumento de potencia y par del motor. Para que se obtuviera esa mayor potencia el motor debería girar a un régimen muy alto, y en los motores diésel eso no es lo habitual (más bien todo lo contrario, giran a bajas revoluciones por minuto). Además el propano tiene menor poder calorífico que el gasóleo (o la gasolina) y el consumo es mayor (aproximadamente un 25-33% más).

A pesar de la novedad que supone que un coche diésel pueda ahora consumir gas, no debemos obviar que seguirá dependiendo en un 50% del gasóleo, ya que por el momento no han conseguido que un diésel emplee solo gas. Así que la reducción de emisiones y sus ventajas son parciales.

Habrá que ver cuánto tarda este sistema en estar disponible por España. No me parece una mala medida para reducir emisiones de partículas y óxidos de nitrógeno en nuestras contaminadas ciudades. También puede ser una solución a los elevados precios de la gasolina y el gasóleo (ya que los precios del gas suelen mantenerse más estables). Sin embargo no debemos olvidar que esta alternativa siguen dependiendo todavía de combustibles fósiles.

Vía | Autoblog Green Más información | Icom North America En Motorpasión | Volkswagen Polo 1.4 BiFuel En Motorpasión Futuro | ¿Ahorra energía un vehículo eléctrico? | ¿Contamina menos un vehículo eléctrico? | Nociones básicas sobre biocarburantes (bioetanol y biodiésel)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos