Compartir
Publicidad

Alfa Romeo Giulietta GLP Turbo, abriendo camino en España

Alfa Romeo Giulietta GLP Turbo, abriendo camino en España
Guardar
10 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Aunando la deportividad de Alfa Romeo con la economía que da el GLP, la firma italiana ha anunciado la llegada a España del Alfa Giulietta GLP Turbo. Por fuera, nada cambia respecto al ya conocido Alfa Romeo Giulietta. Por dentro, sin embargo, la tecnología de propulsión bi-fuel, que lo mismo funciona con gasolina que con gas licuado del petróleo, ofrece unas prestaciones muy interesantes.

Hablamos de un motor bi-fuel 1.4 Turbo que ofrece las mismas características de par, potencia y fiabilidad que el motor de gasolina: 120 CV a 5.000 rpm, 206 Nm de par motor ya en las 1.750 rpm, una aceleración de 0 a 100 en 10,3 segundos y una velocidad máxima de 195 km/h.

La ventaja de usar GLP, que no es más que una mezcla de butano y propano en una proporción de 40-60, es que su precio en el mercado es inferior a la mitad de lo que pagamos por el gasóleo o la gasolina. Y eso, con los tiempos que corren, es un buen argumento a favor de este tipo de motorizaciones. En Europa, alrededor de 8 millones de vehículos emplean GLP.

Su consumo en ciclo mixto es de 6,4 l/100 km en gasolina y 8,3 l/100 km en GLP. Sí, usando el gas como carburante los vehículos siempre consumen más, pero la diferencia se compensa en la gasolinera. Según cálculos aportados por la firma de Milán, si tenemos en cuenta los precios de los carburantes de 2012 y un kilometraje de 18.000 km/año, el ahorro económico de usar un bi-fuel como este frente al motor de gasolina equivalente supera los 800 euros anuales.

Alfa Romeo Giulietta

De gasolina a GLP con un simple clic

En un bi-fuel como el Alfa Romeo Giulietta GLP Turbo, el paso de uno a otro carburante como propulsor se puede realizar en marcha sin mayor problema. Basta con accionar el selector correspondiente, situado junto a la palanca de cambios, y en cualquier momento pasamos de gasolina a gas sin que se note la diferencia en el comportamiento del vehículo.

Eso sí, al arrancar el vehículo la propulsión es siempre a gasolina. A 40 ºC, y una vez que superamos las 1.400 rpm de régimen, el modo de funcionamiento pasa de forma automática a GLP. Y si el coche se queda sin GLP en el depósito, cambia automáticamente a gasolina a la vez que se emite un aviso para el conductor.

Hablando de depósitos, el gas licuado se aloja en un depósito que ocupa el hueco de la rueda de repuesto, bajo el suelo del maletero, por lo que a la práctica no se nota diferencia en el aprovechamiento del espacio respecto a su homólogo de gasolina.

Alfa Romeo Giulietta

En el terreno del repostaje, desde un punto de vista estético, no hay mayor diferencia entre el Alfa Romeo GLP Turbo y su equivalente en gasolina, ya que el orificio de llenado del gas licuado, dotado de una válvula antirretorno para evitar pérdidas, está emplazado junto a la boca de llenado de la gasolina, y ambas quedan cubiertas por la tapa exterior.

Y desde el punto de vista de la seguridad, por si hay alguien a quien eso de llevar gas en el coche le dé reparos, hay que decir que el GLP es un carburante ampliamente utilizado en todo el mundo desde hace décadas. Quizá la mayor pega que podemos encontrar a este sistema es su escasa implantación en nuestro país.

Ciertamente, a estas alturas España apenas cuenta con un centenar de puntos de suministro de GLP - al que comercialmente se denomina a veces AutoGas - entre estaciones de servicio y skids, o instalaciones portátiles específicas para flotas. Es de prever que en los próximos años aumenten el número de lugares en los que se podrá repostar GLP.

Alfa Romeo Giulietta

Equipamiento y precios del Alfa Romeo Giulietta GLP

En cuanto a niveles de equipamiento, el Alfa Romeo Giulietta GLP Turbo se ofrece únicamente en acabado Distinctive, lo que incluye de serie el selector Alfa DNA, para cambiar el comportamiento dinámico del vehículo con tres niveles (Dynamic, Natural y All-weather), ledes en los faros delanteros y traseros, control de estabilidad VSD, climatizador bizona, control de crucero, llantas de 16 pulgadas, volante en piel con mandos de audio y radio-CD mp3.

De forma adicional a estos elementos que se incluyen de serie, la marca está ofreciendo como regalo promocional un pack premium consistente en conectividad Bluetooth y USB, sensor posterior de estacionamiento, sensores de lluvia y luces, y espejos abatibles eléctricamente.

Todo esto, por un precio de 24.900 euros, lo que representa una diferencia de 2.100 euros más que la versión equivalente en gasolina. Recurriendo nuevamente a los números aportados por Alfa Romeo, en algo más de dos años y medio se amortiza la diferencia. Por cierto, que el precio promocional de lanzamiento deja el Alfa Romeo Giulietta GLP en 22.600 euros.

Nota: Salvo la foto de cabecera, las imágenes mostradas corresponden al Alfa Romeo Giulietta en su versión gasolina.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos