Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Más de un año conviviendo con la Gama Renault ZE

Más de un año conviviendo con la Gama Renault ZE
Guardar
1 Comentarios
Publicidad

SÍGUENOS

\"Logo

\"Logo

Hace ya más de un año que la mayor parte de la Gama ZE pisaba la calle. En concreto, con el comienzo del mes de diciembre se cumplía un año de la puesta de largo del Renault Fluence ZE. ¿Qué pasaba hace un año, y en qué hemos cambiado? Parece la típica pregunta que da pie a una serie de buenos propósitos, pero en este contexto nos sirve para ver cómo hemos evolucionado nosotros, y también el vehículo eléctrico.

Hoy, por ejemplo, podemos decir que vemos evolución clara en la infraestructura de recarga de eléctricos. Algo que nos preocupaba cuando terminaba el año 2011, porque por aquél entonces no existía una gran infraestructura disponible y todo eran proyectos, se convierte un año después en algo como lo que tenemos en Barcelona, una de las ciudades más preparadas para el vehículo eléctrico de toda España.

Hoy tenemos mapas de puntos de recarga que nos dicen exactamente dónde podemos encontrarnos con un hueco para recuperar energía en ciudades como Madrid y Barcelona, pero no son las únicas. En casi todas las ciudades de cierta cantidad de población nos encontraremos con estaciones de recarga en grandes áreas comerciales, en algunos hoteles, o en las calles principales, sin ir más lejos. Esto supone que un usuario medio puede estar tranquilo: no se va a quedar sin baterías por mucho que circule durante el día.

Nos hemos acostumbrado más a la autonomía, que podía agobiarnos hace un año, y prueba de ello es que nos hemos recorrido Madrid de arriba a abajo probando cómo de útil, de grande o de pequeña era la autonomía real de los eléctricos, en concreto del Renault Twizy. Y lo que vimos es que para la mayoría de los usos normales de un vehículo en ciudad, la autonomía es más que suficiente. Y si en el camino nos encontramos con algún punto de recarga disponible, tanto mejor: recargamos de forma preventiva y Santas Pascuas.

A día de hoy, por ejemplo, nos planteamos la Autopía, una sociedad 100% con vehículos eléctricos en la que los niveles de CO2 enviados a la atmósfera se verían reducidos sensiblemente, y veríamos cómo la contaminación acústica se reduciría en un 80% en las ciudades. Utópico parece, pero no hay muchas razones que nos lleven a pensar que eso, algún día, sea posible.

¿Dónde estaremos dentro de un año? ¿Qué avances podremos ver en nuestras carreteras? ¿Cuántos eléctricos más veremos circulando en nuestras ciudades? ¿Será el comienzo de una verdadera Autopía? Creo que nos va a gustar repasar este post el año que viene y responder a estas mismas preguntas. A saber cómo estamos entonces.

Publicidad

También te puede gustar

Ver más artículos