Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Hacia un protocolo unificado de reparación de vehículos eléctricos

Hacia un protocolo unificado de reparación de vehículos eléctricos
Guardar
2 Comentarios
Publicidad

SÍGUENOS

\"Logo

\"Logo

Hace unos días lanzábamos en Espacio Renault Z.E. una pregunta al aire sobre si la movilidad eléctrica acabaría con los talleres tradicionales. Sin llegar a tomárnoslo a la tremenda, creo que si bien no acabará totalmente con el taller tradicional, si que será necesario que estos establecimientos se adapten a las nuevas necesidades, y sobre todo que el personal cualificado se recicle.

Lo ideal es que exista un protocolo unificado para la reparación de los eléctricos, que facilitase a los talleres de nuestro país su adaptación a los nuevos tiempos. La idea básica tiene que ser que los talleres y puntos de reparación autorizados deben conocer suficientemente la arquitectura interna de los eléctricos como para saber dónde comprobar, dónde extraer, cómo sustituir... todas las piezas sensibles de reparación.

La incógnita sobre si los mecánicos estarían formados para el trabajo de mantenimiento y reparación de los vehículos eléctricos ya la ha incluido el proyecto Renault Z.E. en lo que ha denominado el muro de los tópicos. Y sí, la respuesta es que en el momento del lanzamiento de la gama Z.E. todo el mundo estará preparado. Sinceramente es un tópico que está en el muro para tranquilizar a los más escépticos, pero ¿alguien dudaba realmente que una vez en el mercado los eléctricos, no hubiese personal cualificado para repararlos?

Renault ZE conduce el cambio

Podríamos pensar que esta tarea puede ser muy compleja, que cada marca y modelo puede ser de una manera determinada. Bien, no tenemos que preocuparnos por otras marcas, en Renault seguro que está todo previsto para dos cosas: que los eléctricos sean extremadamente fiables, y que las tareas de mantenimiento se reduzcan al mínimo imprescindible. Tengamos en cuenta además, que en comparación con un motor convencional los motores eléctricos tienen menos partes móviles susceptibles de desgaste, hablando sobre todo de válvulas y cilindros.

Además el siguiente paso es formar a los profesionales del sector de los talleres de reparaciones y establecer el equipamiento necesario, las herramientas de diagnóstico y sobre todo dotarlos del software necesario para conocer todos los componentes implicados en el montaje, los voltajes y corrientes, los detalles de las baterías y sus acomodos dentro de la estructura, las precauciones básicas, etc, etc.

Las primeras ofertas de cursos de posgrado y máster como los de la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC) y el Instituto Universitario de Investigación del Automóvil (INSIA) serán claves para que la adaptación desde este lado del "problema" (del lado del mecánico que nos ayuda). Yo más que una dificultad lo veo como una oportunidad, el cambio suele ser un elemento que conlleva cierta inercia social, pero siempre que sea para mejorar, a medio plazo es aceptado. Y mientras la sociedad se adapta, los profesionales ya estarán preparados.

En Espacio ZE

Publicidad

También te puede gustar

Ver más artículos