Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Coche eléctrico y novato, ¿me interesa un eléctrico?

Coche eléctrico y novato, ¿me interesa un eléctrico?
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

SÍGUENOS

\"Logo

\"Logo

Nos vamos a poner en la piel de ese conductor novel, ese que anda buscando por los concesionarios el coche que le permita superar el día a día con el mayor número de facilidades posibles, a poder ser gastando poco y que sea relativamente sencillo de conducir, pues la experiencia brilla por su ausencia y mientras el sistema de educación vial no cambie es a lo que nos tenemos que adaptar.

Hay muchas formas de comenzar en el mundo del automóvil, todas de ellas válidas, pero hasta el momento nunca habíamos tenido la oportunidad real de hacernos con un eléctrico a un precio razonable. Ese momento ha llegado, y con él, ahí va la pregunta, ¿me interesa un coche eléctrico siendo novato? Respuesta corta: . Respuesta larga, a continuación.

Comportamiento

Hemos querido destacar tres puntos y áreas fundamentales en las que el conductor sin experiencia se encontrará más a gusto con un eléctrico que con un coche de combustión.

La primera y que se antoja fundamental es el comportamiento. Uno de los motivos que dificultan las tareas del día a día es el juego entre acelerador y embrague, al que no todo el mundo se adapta con la misma facilidad. Aquí el vehículo eléctrico, pongamos un Renault ZOE como ejemplo, gana por goleada. Sólo hay que pisar el pedal y el ZOE, en absoluto silencio y con suavidad se mueve poco a poco respondiendo al instante. Maniobrar para aparcar, salir en parado en una cuesta por un semáforo o atasco etc… deja de ser una tortura.

Algo que agradecerán también el resto de conductores, pues en demasiadas ocasiones el coche que tienes delante acaba contactando con tu parachoques en su intento por retomar la marcha. Esto es posible gracias a la caja de cambios automática característica de este tipo de vehículo.

Economía

Renault Fluence

Y no nos hemos vuelto locos, no. En otras opciones del mercado actual hay que hacer grandes inversiones que pueden dejar trastocado nuestro bolsillo. Somos novatos en el mundo de la conducción, por lo que es muy posible que estemos empezando nuestra vida como trabajadores o seamos estudiantes aun. Es decir, no somos precisamente las personas con más ceros en su cuenta. Si seguimos con el planteamiento inicial y nos decidimos por un Renault ZOE, estaremos hablando de un precio final de 14.700 euros, una cifra que lo hace realmente competitivo en este aspecto. Por no hablar del Twizy y sus 5.150 euros.

So cantidades que además, se convierten en auténticas inversiones a largo plazo. Por muy bajo que tiremos en el catálogo de coches de combustión un fabricante nunca encontraremos el consumo mínimo de euros por kilómetro de uno eléctrico, como es lógico. Pero además nos olvidamos también de las continuas revisiones y desgaste que sufren los propulsores tradicionales que crean un agujero en nuestro bolsillo por el que, poco a poco, vamos perdiendo dinero.

Seguridad y extras

Una de las opciones que se suele barajar para el conductor novato es la compra de un vehículo de segunda mano, algo con lo que estoy muy de acuerdo. La inversión inicial es pequeña y puedes darte el gusto de poder arañar una pizca la puerta con esa columna del parking sin que te duela en el alma. No obstante, frente a la última generación de la Gama Z.E de Renault, estos coches tendrán muy complicado tener las mismas características en cuanto a extras y seguridad se refiere.

No sólo por ser eléctrico y ser referencia en tecnología, sino por ser un coche nuevo. El avance de la industria del automóvil nos trae continuamente nuevas medidas de seguridad que hacen que en segunda mano echemos de menos ciertas características. En el Renault ZOE, por ejemplo, podemos disfrutar de la climatización instantánea del habitáculo en invierno, sin tener que esperar como en el resto de turismo.

En Espacio Renault Z.E:

Publicidad

También te puede gustar

Ver más artículos