Síguenos

Retrovisor digital del Audi R8 e-Tron

El banco de pruebas que supone el Audi R8 e-Tron para la industria de la automoción tiene en el retrovisor digital un nuevo capítulo para amantes de los avances tecnológicos. A nivel de salto en la Historia, es mucho más importante la supresión de los enlaces tangibles en algunos sistemas de seguridad activa (¿el qué?, esto), pero en el terreno de lo palpable está llamando más la atención el nuevo retrovisor, que deja de ser un espejo para ir mucho más allá.

En realidad, hablamos de algo que podría haberse hecho realidad hace ya tiempo, un invento que de forma complementaria ya montan algunos vehículos para evitar dar golpes cuando aparcan. En el caso del retrovisor digital de Audi, el quid de la cuestión está en que a finales de año nos llegará tal cual el dispositivo que emplea la marca en Le Mans, con toda su calidad. Quizá consigan hacer de él un estándar en los coches que salgan a la calle en las próximas décadas.

Es un sistema que da una calidad y nitidez de imagen sin comparación, basado en una pantalla Samsung AMOLED de 7,7 pulgadas (en diagonal) que controla brillo y contraste para minimizar el riesgo de deslumbramientos. La imagen proviene de una cámara de pocos milímetros de diámetro que va situada en una cubierta autocalefactable a bajas temperaturas. Y es de agradecer, porque el Audi R8 e-Tron carece de luneta en la trasera, así que al menos de esta manera se garantiza la visibilidad.

En Motorpasión Futuro | Audi se suma a la moda de los retrovisores con cámara en las 24 horas de Le Mans
En Circula Seguro | Tecnología by wire: Audi experimenta con volantes sin columna de dirección y con frenos sin circuito hidráulico

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

3 comentarios