Compartir
Publicidad

Como convertir un Toyota Prius a enchufable

Como convertir un Toyota Prius a enchufable
Guardar
28 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El Toyota Prius es un coche híbrido convencional: tiene una “pequeña” batería que hace las veces de reserva energética, coge energía cuando sobra y la devuelve cuando hace falta. Ahora bien, pese a su pequeña batería híbrida hay 82 caballos de potencia eléctrica instalados bajo el capó.

Entonces un día alguien se formuló la siguiente pregunta: ¿Por qué no colocarle a este coche unas baterías enormes, una toma de corriente y así tenemos un híbrido enchufable? Al menos en la teoría parece una idea fenomenal. Puedes hacer de tu Prius un plug-in con entre 20 y 60 kilómetros de autonomía eléctrica mediante unas sencillas modificaciones.

Hoy en día, hay bastante gente que ha optado por hacerle esto a su coche, de hecho se venden packs con todo lo necesario para hacer tu Prius enchufable por unos pocos miles de euros. Es lo que ha estado haciendo la gente de Plug-in América y otras empresas en EE.UU. durante los últimos años. Pero… ¿Merece la pena convertirlo a enchufable?

Responder a esa pregunta es algo difícil ya que muchos factores influyen en la decisión. Para meternos más en situación hay empresas en España que ofrecen conversiones para el Prius como Convierte tu híbrido en Alicante o BCN Hybrids en Barcelona que sumando el precio del kit, homologaciones y tasas te convierte tu coche por unos 4.000 euros.

Kit_plug-in_prius_hueco
Hueco en el que se alojará el kit plug-in

Estos kits tienen distintas posibilidades de baterías dependiendo de las necesidades y del bolsillo de cada uno, se puede elegir entre 2, 4 o 6 kW. La instalación es fácil. Una caja con los componentes se coloca en el doble fondo que hay bajo el piso del maletero y está diseñado para que encaje a la perfección.

El funcionamiento de estos Kits es bastante sencillo y apenas intrusivo para el coche, vamos que no hay que cambiarle nada. Tenemos unos acumuladores de litio como fuente de energía, un sistema de control para que a las baterías no las pase nada y un convertidor DC-DC para subir el voltaje de las baterías de litio.

Vale, nombrados los elementos el procedimiento es el siguiente: las baterías de litio dan electricidad a 48 voltios que el convertidor sube hasta 235 que es a lo que funciona la batería de Ni-Mh del coche para así transferirle la electricidad a esta.

Con estos kits lo que hacemos es resumen es cargar la batería híbrida del propio coche y así el Prius se cree que le sobra energía con lo cual hace una gestión de funcionamiento más eléctrica gastando menos gasolina. Es fácil sencillo y sin cambiar la programación ni el modo de funcionamiento del coche.

Diagrama_explicativo_kit_prius_plug-in

Sobre como cambia el coche

Desgraciadamente este sistema tiene algunas limitaciones. Si queremos funcionar solo en eléctrico tenemos que seleccionar el modo EV del coche, con lo cual el límite de velocidad es 50 km/h siempre que no le pidamos mucha aceleración ya que en ese caso entrará el motor térmico para asistir.

Pero aún más importante es que si la demanda de potencia es alta como por ejemplo subiendo una pendiente, el convertidor DC-DC no podrá recargar la batería al ritmo al que la gastamos y al final el coche se quedará sin carga en la batería principal y acabará arrancando el motor de gasolina.

Es por ello que los kits están más pensados para que tú vayas conduciendo en modo híbrido normal solo que con un extra de apoyo por parte del motor eléctrico. Vamos, que sigues usándolo como un Prius de siempre solo que andarás en eléctrico mucha más distancia y a mayor velocidad.

proceso_instalacion_kit_enginer_BCN_Hybrids

Además, a altas velocidades, aunque el motor de gasolina funcione lo hará muy bajo de revoluciones y gastando poco ya que contará con la asistencia constante del motor eléctrico. De esta manera se pueden hacer medias de entre 0 y 2,5 litros a los 100 y además las baterías durarán más pudiendo duplicar la autonomía que prometen en EV.

En conclusión lo que buscamos es hacer al Prius un poco más eléctrico sin llegar a ser un coche eléctrico 100%. El agrado de conducción será mayor ya que se podrá conducir sin ruido sin consumo y sin vibraciones durante mucho más tiempo, aunque en la práctica siempre dependeremos del motor de gasolina.

El modo plenamente en eléctrico será utilizable si vamos en tráfico urbano y como digo sin fuertes pendientes, en esas situaciones si que se podría realizar una conducción eléctrica sin ningún problema aunque sin sobrepasar el límite de 50 kilómetros por hora.

Más Información | BCN Hybrids, www.conviertetuhibrido.com
En Motorpasión Futuro | Posibles cambios en el Prius Plug-in de producción, Plug in América: “Los eléctricos de hoy son como los móviles de 1987”

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos