Sigue a Motorpasión Futuro

tesla-model-s-blanco.jpg

Volvemos a tener polémica con Tesla. Hace unos días, el conocido diario The New York Times publicaba una reseña sobre el sedán de lujo del fabricante californiano: el Tesla Model S. En este artículo el periodista contaba toda una serie de incidentes y de su calvario personal vivido a bordo del Tesla model S al realizar un viaje entre Washington y Mildford.

Las réplicas por parte de Elon Musk, presidente de Tesla Motors, no se han hecho esperar. Musk afirma que lo relatado por el New York Times es categóricamente falso y que además lo va a demostrar en los próximos días. La polémica está servida. Vamos a resumir brevemente como ha sido esta historia.

Todo comenzó el 23 de enero cuando John M. Broder recibió su Tesla Model S con las baterías de 85 kWh por la mañana. El reto era “sencillo”. Realizar un viaje desde Washington hasta Groton (separadas unos 576 Km) para volver al sur al día siguiente esta vez sólo hasta Nueva York.

La ruta a recorrer transcurre por el corredor eléctrico que ha construido Tesla en la costa Atlántica de Estados Unidos, cuyo objetivo es unir las ciudades de Washington, Baltimore, Philadelphia, Nueva York… Este corredor se vertebra por los dos supercargadores que Tesla ha construido en Newark y Mildford. Estas ciudades están separadas unos 320 Km mientras que la autonomía del Tesla model S alcanza los 424 Km. En principio, no habría problemas para recorrer la distancia que separa un supercargador del otro.

Supercargdores de Tesla

Primer día y la autonomía ya nos da un susto

Retornando a los hechos, nuestro intrépido periodista sale a las 9 de la mañana de Washington con dirección norte. La primera parada de la jornada es Newark a 180 Km. John Broder para en el supercargador y recarga por completo la batería en 49 minutos. Sigue la ruta con dirección a Mildford, ciudad donde se encuentra el segundo cargador.

Ahí es donde empiezan los problemas. John ve como la autonomía marcada por el coche decrece a un ritmo mayor que la distancia que va recorriendo. Y empiezan los nervios. Podría no llegar. Ante el miedo a quedarse tirado John aplica técnicas de conducción eficiente: Apaga la calefacción y comienza a circular a 85 Km/h.

Al final llega al segundo supercargador con la autonomía marcando 0 y en palabras suyas: con los nudillos blancos por el frío y los pies congelados. Después de 58 minutos cargando el Tesla, el medidor de autonomía marca 296 km. Suficientes para llegar a Groton (a 125 Km de distancia), hacer noche y volver mañana otra vez a Mildford para cargar.

Tesla Model S dinámica 02

La sorpresa del segundo día de viaje

Una vez en Groton, la cosa parece pintar bien: Quedan 145 Km de autonomía y nuestro protagonista se va a dormir. A la mañana siguiente la sorpresa es mayúscula. El Tesla Model S indica que sólo hay 40 Km de autonomía. John Llama a Tesla y les cuenta lo sucedido. Desde la compañía le dicen que es normal. Con el frío “extremo” de la noche las baterías pueden falsear la medición.

Le dicen que active la calefacción suavemente para calentar los acumuladores y que esto resolverá el problema. Error. Después de hacerlo la autonomía ha descendido aún más. Ahora sólo quedan 30 Km de electricidad. Es imposible llegar al supercargador. Desde Tesla le recomiendan subir más al norte, a Norwich a unos 18 Km donde encontrará un poste de recarga lenta para salvar la situación.

Según Tesla, al inyectar algo de energía nueva en las baterías, estas se calentarán un poco y recobrarán los kWh desaparecidos durante la noche. Nuestro hombre espera un par de horas desayunando huevos fritos y café. Dispuesto a volver a casa John retorna el viaje pero las expectativas no son buenas. Los kWh perdidos no han aparecido por ningún sitio y apenas le quedan 50 Km de autonomía.

Recorrido Tesla Model S costa Atlántica Estados Unidos

Comienza su recorrido con la certeza de que esta vez su suerte se ha acabado y que no va a llegar de ninguna manera al supercargador. Circulando a 70 Km/h consigue exprimir las baterías al máximo y recorrer 82 Km antes de que el Tesla model S se apague por completo. Toca llamar a la grúa la cual le acerca al supercargador de Mildford. Después de 80 minutos las baterías volvían a estar a tope y John pudo llegar finalmente a Nueva York donde devolvió el coche.

En palabras suyas, la autonomía real del Tesla Model S con temperaturas frías dista mucho de ser la ofrecida por el fabricante, y que no se imagina un futuro eléctrico en el que para viajar tenga que pasar tantas penalidades, frío y la incertidumbre de no saber si vas a llegar. En resumidas cuentas ha puesto el Tesla Model S de vuelta y media.

La réplica de Elon Musk

Elon Musk, presidente de Tesla Motors no ha tardado en responder al artículo publicado en el New York Times. Hace sólo unas horas decía esto en Twitter:

NYTimes article about Tesla range in cold is fake. Vehicle logs tell true story that he didn’t actually charge to max & took a long detour.

En esencia dice que lo publicado por el conocido diario respecto al comportamiento del Tesla Model S en condiciones frías es totalmente falso y que lo puede demostrar porque el coche de prensa iba monitorizando el recorrido de la prueba así como la velocidad y los procesos de recarga.

Tesla-Model-S-1

Elon ha dicho que mirando los datos recogidos ha podido comprobar que John Broder dio rodeos durante su trayecto. Además no cargaba las baterías al máximo y que en numerosas circunstancias circulaba por encima de los límites de velocidad.

En su defensa, el New York Times ha emitido un comunicado diciendo que las acusaciones de falsedad contra el artículo del señor Broder son precisamente eso: falsas. Afirma que su reportero siguió en todo momento las instrucciones que recibía por parte de Tesla y que desde luego no tomó rodeos ni rutas más largas que la establecida inicialmente.

Veremos como acaba todo este asunto. No es la primera vez que Tesla tiene que pelearse con algún medio de comunicación por publicar información supuestamente equivocada. Hace sólo unos meses asistimos a una disputa similar contra el programa de entretenimiento Top Gear por criticar la autonomía del ya descatalogado Tesla Roadster.

Actualización: Tesla ha hecho públicos los datos recogidos por el coche de prensa durante la prueba que realizó el New York Times. Os contamos todos los detalles en este otro artículo.

Fuente | The New York Times
En Motorpasión Futuro | Tesla Model S, Tesla presenta su supercargador

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

10 comentarios