Compartir
Publicidad

Portugal: puntos de recarga cada 130 km

Portugal: puntos de recarga cada 130 km
Guardar
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Mobi.E es la red nacional de movilidad eléctrica de Portugal. Es un consorcio que agrupa y organiza las diferentes administraciones (locales, provinciales, nacionales) y empresas (compañías eléctricas, fabricantes de automóviles, fabricantes de puntos de recarga) para extender y gestionar una red de puntos de recarga públicos por todo Portugal.

En julio de este año han finalizado con la instalación de la primera fase de la red piloto para ponerla a prueba. Ya tiene funcionando 261 puntos de recarga, y el objetivo es alcanzar a finales de 2011 los 1.300 puntos de recarga, y 50 más de recarga rápida, totalmente operativos. La intención es que no haya puntos de recarga que disten más de 130 km uno de otro.

Esto es francamente interesante, ya que esa viene a ser la autonomía media real de los actuales coches eléctricos. Hay que reconocer que nuestro país vecino ha hecho una apuesta muy seria por la movilidad eléctrica (y creo que España debería tomar ejemplo, sobre todo para normalizar una red en todo el ámbito nacional).

Nissan-LEAF-Mobi.e-Portugal

El sistema Mobi.E tiene pinta de estar muy bien organizado, la página web está bien diseñada, y permite buscar puntos de recarga. También tienen una aplicación para teléfonos móviles iPhone y Android de localización de puntos y navegación por GPS para llegar hasta ellos con el coche.

El consumo de la energía eléctrica de las recargas que se hagan llega en una factura mensual al propietario del vehículo eléctrico, y a este se lo cobrará la compañía eléctrica que decida (la red de recarga está abierta a todas las comercializadoras, no es exclusiva de una sola). Hay dos opciones, el prepago (recargando saldo en la tarjeta) o la facturación domiciliada (dependerá de la compañía eléctrica, así como el precio del kWh). En principio, hasta junio de este año las recargas han sido gratuitas.

Para hacer uso de los puntos de recarga hay que tener una tarjeta de identificación (que también tiene código PIN) que desbloquea los postes (y anota los datos del usuario para su posterior cobro). Cuando la recarga de las baterías del vehículo termina, se envía automáticamente un mensaje de texto (o un mail) al teléfono del conductor (u ordenador) notificándoselo.

Desde el teléfono móvil (gracias a la aplicación) o desde el ordenador, en todo momento el usuario puede ver el estado de la carga. El cable queda bloqueado en el poste de recarga, así que no se puede desenchufar sin más (para evitar “bromas”). Cuando el usuario quiera desenchufar su vehículo tendrá que volver a pasar la tarjeta de identificación para desbloquear el enchufe.

Por cierto, no es menos interesante también que Portugal está invirtiendo en aumentar sus fuentes renovables para generación de energía eléctrica. Si en España en el año 2010 el 35% de la electricidad que consumimos se generó a través de energías renovables (gran hidraúlica y eólica sobre todo), en Portugal es aproximadamente el 45%.

Vía | Autoblog Green
Más información | Mobi.E
Vídeo | YouTube
En Motorpasión Futuro | Barcelona inaugura el primer punto de recarga rápida de España

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos